Maldito cambio de hora

light-bulbs-918581_1920Maldito seas cambio de hora que me tienes ya va para dos semanas despertándome a las cinco de la mañana. Sí señores, desde el maldito cambio de hora para entrar en el maldito horario de invierno aquí la que os habla, o mejor dicho, os escribe espachurrada en el sofá,  ha perdido una de las ya escasas horas de sueño de las que disfrutaba.

Porqué Monito por la noche sigue yéndose a dormir a la misma hora: a las siete y media empieza a actuar como si se hubiera bebido una copita de anís, a las ocho empieza a cenar y con cada cucharada se le van poniendo las cejas más rojas (signo inequívoco de sueño), ahora me froto los ojos, ahora me da un ataque de risa floja y a las ocho y media ya ha dado las buenas noches a todo el mundo y está ensobrada con una tetita en la boca.

Pero !Ay, maldito cambio de hora! Si yo ya sé que ella no va a dormir toda la noche del tirón, que a mitad de la noche se va a  despertar pidiendo teta y luego un bibe y luego agua y luego mami y luego su nina y luego agua otra vez, pero la sesión nocturna ya la teníamos perfectamente dominada y coreografiada. Hemos desarrollado tanto la técnica que en 15 minutos máximo nos daba tiempo a que la mami preñada hiciera un pipi, dar teta, preparar bibe, dar bibe, dar agua, buscar la  nina, colocar la nina bajo el sobaco de Monito, tres meneos en el culete, más agua, tres meneos más y a roncar de nuevo los tres. Bueno, yo no, yo no ronco y Monito sólo porqué tiene moquitos.

Con suerte una vez finalizada la sesión golfa ya podíamos dormir más o menos tranquilos y digo más o menos porqué ya muchos conoceréis la clase de paz nocturna que conlleva el colecho hasta las seis de la mañana. Pero, !Ay, maldito cambio de hora!

Maldito cambio de hora que me tienes ya va para dos semanas despertándome a las cinco de la mañana, que le he hecho agujero al corrector salmón de Kryolan intentando arreglarme el careto, que se me ha llegado al olvidar la melodía que tengo puesta como tono de despertador.

!Maldito cambio de hora y maldito tipejo que se lo inventó! ¿Sabéis como fue? Pues según mis investigaciones nocturnas en la Wikipedia, andaba hace unos cien años un tontolaba inglés, o mejor dicho, cabalgaba en su corcel un tontolaba inglés en su habitual paseo matutino cuando se detuvo pensativo en la cima de una colina y atusándose el bigote dijo: Qué lastima, con la mañana tan bonita que se ha puesto y estos vecinos fascinerosos todavía planchando la oreja.

Y digo yo, no podía haber cabalgado hasta la cima de la colina y pensado ¿A ver si se me ocurre una forma de depilación definitiva, completamente indolora y gratuita? No, mejor cambiamos la hora y disfrutamos todos más del día. Del día puede, pero de la noche…. Mira Sir William, tontolaba, te voy a explicar una cosa, que si a las islas británicas no las llaman las islas afortunadas será por algo, que igual si no había nadie más por las colinas dando el paseo previo al desayuno es porqué hacía un día de perros, de esos que se te mete la humedad hasta el tuétano y tus vecinos lo único que pensaban hacer antes del breakfast, con mucho sentido común por su parte, era meter la mano en el pijama y rascarse el trasero.

Maldito seas cambio de hora que me tienes ya va para dos semanas despertándome a las cinco de la mañana, maldito el tipejo que lo inventó y maldito sea el bastardo que dijo que así se ahorraba energía, siempre me he preguntado ¿En casa de quién? Pues en la mía seguro que no y menos ahora que se ven episodios de Pepa Pig desde las cinco de la mañana. Debe de ser en los hogares de gente que trabaja desde casa, tipo Moncloa.

En fin, os dejo, creo que se me está yendo la cabeza con el maldito cambio de hora ¿Alguien sabe cuánto tiempo duran sus efectos?

Anuncios

10 comentarios en “Maldito cambio de hora

  1. Sí… el cambio de hora es una gilipollez soberana. Veo que a Monito y familia os ha sentado “regular ná más”. A ver si poco a poco mejora la cosa.

    Yo, ilusa de mí, confiaba en que así mi pichón se dormiría antes de la media noche… Y nada de nada. Se sigue durmiendo a las mismas intespectivas horas, pero se despierta unos días tempranísimo y otros tardísimo (que le tengo que ir a despertar y todo).

    Lo de que se ahorra energía no lo veo. Yo creo que hasta se gasta más… Menuda chorrada cambiar el horario. No le veo sentido.

    Mucho ánimo!

    Me gusta

  2. Aysss yo espero que por lo menos nuestro cambio dure hasta el siguiente jooo que en esta casa ha sentado fenomenal!! En vez de dormirse Pichí a las 12 o la 1 ahora a las 11 11:30 está sopilla….así que para nosotros una maravilla. Animoooo a ver si conseguis regular a Monito!! Un besote!!

    Me gusta

  3. Mi niña tardó varios días en ajustarse. Lo que le cuesta aún es acostumbrarse a que anochezca tan temprano. Ya a las 4 de la tarde está todo obscuro, aparentemente eso le causa sueño mas temprano. Yo la entretengo lo más que puedo hasta que llegue la hora acostumbrada para dormir. Je je je. Un abrazo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s